Manicura, ¿colores cálidos o colores fríos?

Manicura, ¿colores cálidos o colores fríos?

Cuántas veces nos hemos comprado ropa, maquillaje o usamos un esmalte en una manicura en un tono que nos parece precioso, y que al vernos en una fotografía, o delante del espejo, nos hemos dado cuenta de que algo falla, ¡qué no nos vemos tan guapas como siempre! Esto tiene una explicación, sucede porque cada persona tiene un distinto tono de piel, a la que le favorecen más unas tonalidades que otras, este hecho no significa que haya colores que no nos podamos poner, sino que hay ciertos que deberíamos cambiar su tonalidad para que se ajusten mejor a nosotros. Esta semana en Nails Factory te enseñamos que colores son los que van más contigo, para que puedas combinarlos en tu ropa o en tu manicura.

Es muy importante  diferenciar nuestro matiz de piel para saber si los colores que nos pertenecen son los cálidos, o por el contrario, los colores fríos. Para ello, debemos de tener luz natural, posicionarnos de cara a ella, para no hacernos sombras, y diferenciar las tonalidades que aparecen en nuestra piel (la zona más sencilla para hacerlo es en la zona interior de la muñeca), si se acerca más a rosado, azules o rojos, los tonos que te pertenecen son los fríos; si, en cambio, tu piel se acerca a tonos verdosos, o dorados los tonos que mejor te sientan son los cálidos.

 Una vez hemos identificado nuestro tipo de piel y el grupo de tonos que nos pertenecen, debemos saber que colores entrar dentro de esos tonos:

  • COLORES CÁLIDOS: son todos los que engloban los rojo ferrari, amarillos , fucsias, tonos flúor…
  • COLORES FRIOS: aquellos colores que aglutinan los rojos vino, verde pistacho, violeta, azul, gris hielo, blancos, negros…

Ahora que conoces qué tono va mejor contigo solo tienes que ponerlo en práctica. En Nails Factory contamos con más de 120 tonalidades distintas. Ven y disfruta de nuestra gama de esmalte tradicional “Colour Dreams” y esmaltado “Geils”, el semipermanente de Nails Factory.